22 junio 2011

¿Qué es la Actitud?

La actitud es una tendencia psicologica se expresa mediante una evaluación de una entidad (u objeto) concreta con cierto grado de favorabilidad o desfavorabilidad. 

Estímulos que denotan el objeto de la -> Actitud > Respuestas evaluativas

Al definir la actitud se da a entender que se trata de un estado interno de la persona. Por tanto no es tanto que resida en el ambiente externo a ella pero, tampoco es una respuesta manifiesta y observable. Precisamente, la actitud se concibe como algo que media e interviene entre los aspecto de ambiente externo, que son los estímulos del grafico de arriba, y las reacciones de la persona, es decir, sus respuestas evaluativas manifiestas.
Eagly y Chaiken (1993)

Las actitudes son asociaciones entre objetos actitudinales (prácticamente cualquier aspecto del mundo social) y las evaluaciones de estos objetos.
Fazzio Roskos-Ewoldsen (1994)

Son argumentos para justificar la relevancia que gozan las actitudes en primer lugar las actitudes constituyen valiosos elementos para la predicción de conductas en segundo lugar las actitudes sociales desempeñan funciones especificas para cada uno de nosotros, ayudándonos a formar una idea más estable de la realidad más estable en que vivimos, y que nos sirven para proteger nuestro yo y conocimientos indeseables y en tercer lugar, las actitudes son la base de una serie de importantes situaciones sociales, como las relaciones de amistad y de conflicto.
Rodrígues Aroldo (1990)



Antecedentes de Investigación acerca de la Actitud


A finales de la década de 1920, el psicólogo estadounidense Gordon W. Allport se interesó por la investigación de las actitudes sociales recopilando más de 100 definiciones del término actitud, pero no fue hasta la década de 1940 con la publicación de "El miedo a la libertad" de Erich Fromm, cuando éste concepto empezó a cobrar importancia en la teoría de la personalidad.

Dentro de los Autores más destacados que estudiaron el tema de las Actitudes podemos mencionar a G. Allport quien define la actitud como un estado mental y neurológico de atención, organizado a través de la experiencia, y es capaz de ejercer una influencia directiva o dinámica sobre la respuesta del individuo a todos los objetos.
 Thurstone (1996) habla del concepto de actitud "para denotar la suma total de inclinaciones y sentimientos humanos, perjuicios o distorciones, nociones preconcebidas, ideas, temores y convicciones acerca de un asunto determinado".

Teorías más relevantes


Teorías del aprendizaje:
Aprendemos actitudes del mismo modo que aprendemos todo lo demás. Al aprender la información nueva, aprendemos los sentimientos, los pensamientos y las acciones que están en relación con ella. En la medida en que seamos recompensados (reforzados) por ellas, el aprendizaje perdurará.

Teorías de la consistencia cognitiva:
Según las teorías de la consistencia cognitiva, la incoherencia entre dos estados de conciencia hace que las personas se sientan incómodas. En consecuencia, cambian o bien sus pensamientos o bien sus acciones con tal de ser coherentes.

Teoría de la disonancia cognitiva:
Festinger (1957) sostiene que siempre que tenemos dos ideas, actitudes u opiniones que se contradicen, estamos en un estado de disonancia cognitiva o desacuerdo. Esto hace que nos sintamos incómodos psicológicamente y por eso hemos de hacer algo para disminuir esta disonancia.

Otras situaciones que pueden producir disonancia cognitiva son aquellas en las que hacemos algo contrario a nuestras creencias más firmes sobre lo que es correcto y apropiado, cuando sostenemos una opinión que parece desafiar las reglas de la lógica, cuando ocurre algo que contradice nuestra experiencia pasada o cuando hacemos algo que no va con nuestra idea sobre quiénes somos y para qué estamos.

Teoría de la auto representación:
Supone que las personas, especialmente las que automonitorean su comportamiento con la esperanza de dar una buena impresión, modificarán sus evaluaciones sobre la actitud para dar la impresión de coherencia con sus actos. La evidencia disponible confirma que las personas modifican sus planteamientos sobre la actitud como resultado de lo que los demás puedan pensar.

Teoría de la auto observación:
Supone que cuando nuestras actitudes con débiles simplemente nos limitamos a observar nuestro comportamiento y sus circunstancias y a inferir nuestras actitudes. Una implicación interesante de la teoría es el “efecto de sobrejustificación”.


Aplicaciones de la Actitud

Nos ayuda a recoger toda la información posible que ayude a cambiar una conducta y facilitan la formación de valores que se utilizan al determinar que clase de acción debemos enfrentar cuando nos enfrentamos a cualquier situación posible.

Métodos para investigar la Actitud

Las encuestas, la observación, experimentación y entrevistas son maneras de recolectar datos para la investigacion acerca de las variables que determinan las actitudes.
Los métodos más conocidos para medir por escalas las variables que constituyen actitudes son: el método de escalamiento Likert, el diferencial semántico y la escala de Guttman.


 
Componentes de las actitudes
ü  Componente Cognoscitivo:
Para que exista una actitud en relación con un objeto determinado es necesario que exista también alguna representación cognoscitiva de dicho objeto. Para que exista una carga afectiva a favor o en contra de un objeto social es necesario que exista también alguna representación cognoscitiva de dicho objeto. Las creencias y demás componentes cognoscitivos (el conocimiento, la manera de encarar al objeto, etc.) relativos al objeto de una actitud constituyen el componente cognoscitivo de la actitud.

     
ü  Componente afectivo:
Es definido como el sentimiento a favor o en contra de un determinado objeto social, es lo único realmente característico de las actitudes sociales. Para Fishbein las creencias y las conductas asociadas a una actitud son apenas elementos a través de los cuales se puede medir la actitud, pero no forman parte de la misma.
ü  Componente Conductual:
Las actitudes poseen un componente activo, instigador de conductas coherentes con las condiciones y los afectos relativos a los objetos acitudinales. Para Newcom en las actitudes humanas son capaces de propiciar un estado de atención que, al ser activado por una motivación especifica, resultara en una determinada conducta.  


Función de los actos
Ø  Función Cognoscitiva: Las actitudes podrían desempeñar un papel mediador entre estimulo y R, entonces necesariamente forman parte de un sistema que “codifica” “selecciona” o “interpreta” tanto los estímulos como las respuestas, 
Ø  Función Utilitaria: Se le a dado los nombres de adaptativa o instrumental y se a descrito asumiendo que, en términos generales, los individuos se esfuerzan por maximizas las recompensas y minimizar los castigos. Así, se desarrollan actitudes favorables hacia objetos recompensantes o que conducen a la obtención de recompensas y desfavorables ante objetos que conducen a la obtención de castigos.
Ø  Función económica: Lo importante de las actitudes es proveer una guía práctica y simplificada de las conductas apropiadas frente a algunos objetos. Los estereotipos y las creencias que configuran nuestro mundo actitudinal cumplen esta función}: son simplificaciones, con implicaciones univocas respecto a la acción
Ø  Función Expresiva: Identificada también con el nombre de función autorealizadora. Señala que desde la perspectiva psicoanalítica, las actitudes provenían expresiones catárticas de expresiones internas. Sin pretender juzgar la validez teórica de esta afirmación, es evidente que resulta de muy poco utilidad para intentar predecir el comportamiento, otra función expresiva de las actitudes seria la auto asertividad esto es, que tomando actitudes hacia diversos aspectos de la realidad las personas se crearían una identidad.
Ø  Función defensiva: Desde un punto de vista psicoanalítico también se has sostenido que nuestras actitudes se mantienen para ayudarnos a manejar lo que se llama conflictos interiores, más que como respuestas a características de un objeto social a hacia donde estaría dirigida la actitud.



Formación de actitudes
Las actitudes se basan en tres clases de información
v  Cognoscitivo
v  Afectivo
v  Conductual
Muchas actitudes son una combinación de dos o tres categorías:
Actitudes basadas en la formación cognoscitiva: La manera en la que evaluamos un objeto está influida por lo que sabes cómo creemos de él.
El modelo de actitudes más conocido que vincula creencias y evaluación es la teoría de la acción razonada (fishbein y Ajzen 1975) de acuerdo con este modelo nos consideramos seres racionales, pensadores deliberados que actuamos a partir de nuestro conocimientos, Fishbein y Ajzen plantearon la hipótesis de que las actitudes estas determinadas por las características que los observadores asocian con un objeto (sus creencias acerca del objetos) esto es, una actitud que está determinada por cualquier características que parezcan importante a los individuos, consideradas por el hecho si características son buenas o malas. Fishbein y Ajzen (19975) presentaron una fórmula que:
Ao = ∑ bi ei (Suma desde i=1 hasta i=n)

En la que Ao es la actitud hacia el objeto,  significa sumatoria, bi es la creencia i sobre el objeto, ei es la evaluación de la característica involucrada en la creencia i y n es el número de creencias importantes.
Orígenes de las creencias:
Si las actitudes se basan en las creencias, entonces comprender la información de actitudes demanda que retrocedamos y se consideren los orígenes de las creencias. Hay dos categorías principales de creencias: Las basadas en experiencias personales directas con el objeto, y as que se basan en información indirecta obtenida de otras personas.
La experiencia directa viene de nuestro contacto con los objetos y las personas. Las actitudes basadas en experiencias directas con un objeto son más accesibles (se traen con mayor facilidad a la mente) se retienen mejor y son más claras que las actitudes basadas en experiencias indirectas (Fazio y Zanna 1981)
La fuente más importante de nuestra información indirecta acerca del mundo son nuestro padres quienes ejercen una profunda influencia en nosotros, también nos influyen nuestro amigos, que ejercen influencias importantes en nuestras actitudes, que van desde la inocuas como la ropa, la música hasta las más sustantivas como las ideas religiosas. Otras fuente de información indirecta son las instituciones sociales como la escuela instituciones religiosas, etc. y por ultimo lo medios de comunicación.
Actitudes basadas en la información afectiva: el conocimiento también induce respuestas afectivas, tenemos sentimientos buenos o malos acerca de un objeto, el afecto se vincula con los objetos sin mediación cognoscitiva: la exposición pura y el condicionamiento clásico
Exposición pura: en 1968 Zajonc propuso que la exposición repetida a un objeto conduce a una actitud más favorable hacia este; es decir la familiaridad en señal de aprecio. En 1989 Bornstien dice que hay limitaciones al afecto de la exposición pura por ejemplo, después de un gran número de repeticiones, el agrado se estabilizo y algunas veces se redujo, por saciedad o aburrimiento. El afecto no ocurre siempre si un estimulo ya es desagradable desde el principio, lo que significa que la exposición repetida a un estimulo desagradable no da como resultado un aumento del agrado e incluso conduce a un gran desagrado (Perlman y Oskamp 1971).
A pesar de estas limitaciones el efecto de la exposición pura es un fenómeno confiable y generalizable, La simple exposición sin ninguna ganancia de conocimientos o información, da como resultados sentimientos más favorables hacia un objeto y tal afecto se manifiesta como evaluación más positiva.
Condicionamiento Clásico: Muchas de nuestras actitudes tienen algún afecto condicionado clásicamente. Sentimos afecto por personas y lugares que se asocian con experiencias felices, pero experimentamos desagrado por la que recuerda experiencias negativas. Zanna, Kiesler y Pilkonis en 1970 mostraron que el condicionamiento clásico influye en las actitudes hacia las palabras.
Actitudes Basadas en la información Conductual
La teoría de auto percepción de Bem postulo que hacemos juicio acerca del yo de igual manera a como lo hacemos con los demás, es decir, inferimos estados internos a partir de conductas elegidas en forma libre.
La autopercepción de las actitudes a partir de las conductas es más probable cuando estas actitudes se formaron recientemente, son débiles o son ambiguas.
Un estudio de Chaiken y Baldwin en 1981 muestra que la auto percepción ocurre solo para las actitudes débiles estos autores identificaron grupos de personas con actitudes bien definidas o más  definidas 
 Factores biológicos en la formación de actitudes
Una de las premisas universales de la psicología social es que las actitudes son aprendidas, surgen de las experiencias directas e indirectas. La noción de que las actitudes son aprendidas lleva a muchos psicólogos a centrarse en los determinantes ambientales exte3rnos de las actitudes más que en los internos y biológicos algunos teóricos de esta función biológica son: McGuire (1985) Olson y zanna (1993) y Oskcamp (1991) ¿Cómo influirán las características biológicas en las actitudes? La secuencia más probable es que los factores físicos determinan algunas predisposiciones hacia ciertas actitudes como que se desarrollan o no dependiendo de los factores ambientales.


Cambio


Ante tantos resultados experimentales resulta paradójico sostener que quizá las actitudes no cambian. Pero también existe una paradoja en el hecho demostrar que, en ciertas condiciones los sujetos experimentales, cambian con facilidad de actitud, cuando se definen las actitudes como punto de vista permanentes sobre el mundo, constitutivos y característicos de los individuos. Las características personales intervienen en el cambio tras la comunicación de interacción con factores de la fuente, del mensaje, y del canal además, cada factor personal intervienen en interacción con otros factores personales.      

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada